viernes, 25 de septiembre de 2015

HELADO DE FRAMBUESA Y SOPA DE QUESO


Tenía ganas de hacer helado. Hace días que me rondaba por la cabeza hacerlo pero no me acababa de decidir de qué lo haría. Y la comunidad Cocineros del Mundo me dio la solución. Teníamos que escoger entre salmón y frambuesas. Me incliné por la fruta y me puse manos a la obra. 

Los gemelos hoy cumplen quince años (me horroriza pensar como corre el tiempo!!!) y he ido todo el día de bólido. Por eso llego por los pelos y con unas fotos horribles :-( pero no quería dejar pasar la oportunidad y participar, por fin, en el reto de este grupo.

Espero que os guste! 



Ingredientes

Para el helado

350 g de frambuesas
200 g de nata, de montar
1 yogur griego
2 cucharadas de mermelada de frambuesa
50 g de azúcar
30 g de azúcar invertido

Para la sopa
250 gr de queso de oveja curado rallado, tipo idiazabal.
600 ml de leche de arroz
40 gr de azúcar
2 cucharadas de nata 35%

1 lima



Cómo se hace?

El helado:

Montar la nata en el vaso con la mariposa y programamos vel. 3'5, sin dejar de vigilar hasta que este montada. Poner en un cuenco, añadir el azúcar y mezclar con la espátula para repartirlo uniformemente. Reservar.


Retirar la mariposa y sin lavar el vaso añadir las frambuesas, reservar algunas para decorar el plato, el yogur y el azúcar invertido y triturar 15 segundos a velocidad 5.

Añadir la nata que tenemos reservada y batir 15 segundos, vel. 5.


Poner en funcionamiento la heladera y añadir la crema por el bocal. Dejar funcionando unos 30 ó 40 minutos. Poner el helado en un recipiente con tapa y conservar en el congelador hasta el momento de servir.

Si no tenemos heladera, poner la crema en un recipiente con tapa y dejar en el congelador. A la media hora poner el contenido en el vaso de la thermomix y triturar 3 seg. vel. 5. Repetir esta operación hasta tres veces. 

La sopa de queso:
En un cazo a fuego moderado, poner la leche, el azúcar y la nata. Cuando hierva retirar y verter el queso rallado, remover bien para que se deshaga.

Colar y reservar en el frigorífico hasta el momento de servir. Tiene que estar fría.

En el momento de servir, poner la sopa en el fondo del plato, una quenelle de helado y unas frambuesas repartidas por el plato. Rallar un poco de piel de lima por encima y servir bien frío.


La participación la hago en el apartado dulce pero es un tipo de plato que se puede considerar dulce o salado. Es lo que llamaríamos un pre-postre, la transición perfecta entre el salado y el dulce.





Cocineros del Mundo