sábado, 25 de marzo de 2017

BARQUITOS DE MASA FILO Y CHOCOLATE PARA EL SOLDADITO DE PLOMO - UNA GALLETA UN CUENTO



Este mes en el reto Una galleta un cuento se eligió El soldadito de plomo, Den standhaftige Tinsoldat, de Hans Christian Andersen y que se publicó por primera vez el 2 de octubre de 1838.

La historia cuenta que a un niño le regalan una caja con veinticinco soldaditos de plomo. Uno de ellos tiene una sola pierna, porqué al fundirlos quedó el último y no había suficiente metal para terminarlo. Cerca del soldadito hay una bailarina con una cinta azul anudada en el hombro y adornada con una lentejuela y el soldadito se enamora de ella. A medianoche otro juguete, el duende que hay en una caja de sorpresas, increpa al soldadito y le prohibe que mire a la bailarina. El soldadito finge no oír sus amenazas y al día siguiente, por obra del duende, cae por la ventana a la calle. 

Está lloviendo y dos niños lo encuentran y lo ponen en un barquito de papel para que navegue por el riachuelo que se ha creado en la cuneta. La corriente lo arrastra hasta una alcantarilla oscura, donde una rata e persigue un buen rato. Por fin la alcantarilla termina y el barquito cae por una catarata a un canal, donde el papel se deshace y el soldadito naufraga. 

Cuando se está hundiéndose, un pez se lo come. Poco después un pescador pesca el pez y lo lleva a vender al mercado donde la criada de la casa lo compra. Esta lo lava y lo deja de nuevo en la repista de la chimenea, al lado de la bailarina.

El niño cuando lo ve lo coge y lo echa al fuego y una corriente de aire arrastra también a la bailarina y juntos se consumen con las llamas. A la mañana siguiente, al remover las cenizas, la sirvienta encuentra un pequeño corazón de plomo y una lentejuela.

Esta es mi propuesta. Espero que os guste!



Ingredientes:
Masa filo
Crema de chocolate

Cómo se hace?
Cortar rectángulos de masa filo de unos 20x30 cm.

Extender un poco de crema de chocolate en el centro de una hoja, cubrir con otra hoja de igual tamaño y plegar la masa haciendo barquitos de papel.

Aguantar las puntas de los barcos con unos palillos para que no se abran cuando se horneen.


Calentar el horno a 190º y hornear 8 o 10 minutos.

También puede ser buena idea hacerlos sin chocolate y una vez horneados poner chucherías en el interior.


Si queréis ver el resto de aportaciones las podéis ver todas aquí.